La lectura y la escritura ¿se deben aprender en la universidad?

/ NOTAS

Este texto tiene como objetivo propiciar una reflexión sobre la importancia de la lectura y la escritura en la universidad. Empieza con una reflexión acerca del papel del profesor universitario en relación con la lectura y la escritura. Explica brevemente qué es la lectura, cuál es su importancia para el aprendizaje y para la vida y ofrece algunas sugerencias sobre el tipo de actividades que pueden realizar los estudiantes para aprender a leer mejor. Enseguida explica lo que se entiende por la escritura, cuáles son las fases de la escritura académica y las características de los trabajos escritos en la universidad así como el modo de evaluar un trabajo escrito de tal manera que le sirva al estudiante como una guía para escribir mejor.

  1. La lectura, la escritura y el papel del profesor universitario Los profesores universitarios enfrentamos grandes retos. Nuestro papel ha tenido que cambiar ante alumnos que acceden a gran cantidad de información. Nos vemos en la necesidad de guiar su aprendizaje para que logren seleccionar, interpretar, asimilar, procesar y finalmente expresar con claridad sus propios conocimientos. Para que el estudiante adquiera el lenguaje profesional o disciplinar adecuado a su campo de estudio, resulta fundamental que en el proceso de enseñanza aprendizaje, los profesores propongamos actividades y tareas complejas de lectura y escritura que fomenten el aprendizaje profundo y el pensamiento crítico.

Mediante la lectura y la escritura el alumno realizará un proceso de análisis y síntesis que lo llevará a comprender contenidos y a expresar sus propias ideas y puntos de vista argumentando correctamente. Escribir bien, en forma coherente y ordenada, denota un pensamiento claro. Los estudiantes universitarios desconocen en sus inicios las prácticas discursivas propias de cada disciplina o profesión, y por lo tanto el cómo leer y escribir en cada ámbito del saber. Es por esta razón, que sobre todo en los primeros años, los estudiantes necesitan la orientación que les ha de dar el maestro por medio de lecturas guiadas: esto es, con lecturas acompañadas de preguntas, explicaciones, comentarios y ejemplos, que los ayuden a saber lo que están buscando en la lectura así como el por qué y el para qué.

Nuestro objetivo final es que el alumno llegue poco a poco a aprender de manera autónoma, pero esto requiere un proceso en el cual es fundamental el papel del docente universitario. El profesor ha de convertirse en guía de los estudiantes para que con la práctica de la lectura y la escritura éstos logren ir de lo simple a lo complejo, adquieran confianza en sus aprendizajes y experimenten satisfacción con sus logros. Sería erróneo que por ser docentes universitarios nos sintiéramos dispensados de esta labor que va incluida de modo natural en la enseñanza de la asignatura así como el pensar que el alumno que ingresa a la universidad debe ya dominar la lectura y la escritura y que si no es así, ha de “arreglárselas como pueda”. Al transmitir al alumno el mensaje de que debe dominar el proceso de comprensión de los textos con la sola lectura de los mismos y sin la orientación pertinente, pueden provocarse en él sentimientos de incompetencia y desinterés por la lectura y por el estudio en general. Por el contrario, la selección y empleo de una bibliografía adecuada, actualizada y pertinente a los objetivos y grado de dificultad del aprendizaje a alcanzar, será un elemento clave para el éxito del curso y la comprensión de los conceptos y términos propios de la disciplina a estudiarse.

  1. La lectura

¿Qué es la lectura?

La lectura es un proceso mediante el cual podemos aprender un sin fin de cosas, imaginar mundos nunca vistos y ensanchar nuestra visión de la realidad al acceder a conocimientos que otros han descubierto y sistematizado. La lectura es un elemento esencial para el aprendizaje en la universidad, porque la información académica sobre cualquier tema se presenta siempre de manera escrita, sea en una revista especializada, en un libro o por Internet. Para acceder a esta información provechosamente es necesario hacer una lectura atenta y reflexiva en la que dialoguemos con el autor haciéndole preguntas o complementando el texto. Leer es una actividad esencial para la vida pues prácticamente toda la información la obtenemos actualmente por este medio; sin duda es necesaria e indispensable para un estudiante en formación y para un profesionista que quiera estar actualizado.

Los textos académicos pueden ser difíciles para los alumnos, por eso la guía del profesor es fundamental. Guerrero y Esquivel explican:

“Leer es relativamente sencillo una vez que hemos aprendido a reconocer el alfabeto, los signos de puntuación, espacios, etc. Pero si la lectura se quedara en ese nivel de reconocimiento de caracteres no sería nada más que un mero acto de descifrar; para lograr de esta actividad algo completo y que tenga función real para el sujeto, es necesario que las personas lean a profundidad y con constancia, a leer sólo se aprende leyendo. Inicialmente decodificamos, pero conforme vamos creciendo, la lectura demanda muchas habilidades y posturas para hacerla dinámica, trascendente y útil. Cuando el lector lee debe saber por qué lo hace y cómo influirá la lectura en su conocimiento.

Es fundamental recalcar la importancia de la lectura, como también explicar los propósitos generales de ésta, entre los que se encuentran algunos de los siguientes: Obtener información precisa o de carácter general o seguir instrucciones. Leer es más que una percepción sensorial, el proceso de lectura implica diferentes niveles de comprensión del texto, donde idealmente el alumno identifica y hace relaciones entre lo que lee y sus conocimientos previos, busca elementos de conexión al interior del texto, así como la relación que guarda entre sí lo expuesto, la forma en la que el autor lo dice, sus fuentes, juicios, objetivos, entre otros. Todos estos son muy importantes, van de lo elemental a lo complejo, son necesarios y fundamentales para completar la lectura.” (Guerrero, 2011)  Sugerencias para la práctica de la lectura en las clases Algunas de las actividades que pueden realizar los estudiantes en relación con la lectura son: resúmenes, esquemas o mapas conceptuales, fichas de trabajo y ensayos entre otros. En los primeros semestres es útil proporcionar al estudiante una guía de lectura que le permita identificar ¿quién es el autor?, ¿qué puntos podrán aclarase al leer el texto? y ¿cuál es la importancia de esta lectura para el tema a estudiarse?

Resumen: es un escrito breve en el que se exponen las ideas más importantes del texto leído con el objeto de verificar que se ha comprendido. Se debe escribir utilizando las propias palabras pero procurando expresar con fidelidad el contenido del texto.

Esquema: es una representación gráfica de los elementos principales del texto. Al elaborar el esquema se muestra además visualmente la relación entre las ideas principales. El esquema se ha de basar en una primera lectura del texto, en la que se subraya lo importante. Posteriormente hay que buscar el significado las palabras que no quedan claras, hacer una segunda lectura para garantizar la comprensión del texto, relacionar el texto con conocimientos previos para lograr la correcta interpretación del mismo y entonces elaborar el esquema partiendo de las ideas principales señaladas al inicio. Para elaborar el esquema generalmente se empieza con el título del texto, seguido de las ideas centrales, a las cuales se subordinan las secundarias, dando lugar a una estructura ramificada.

Fichas de trabajo: Pueden ser, bibliográficas, en las que únicamente se incluyen los datos bibliográficos del texto del que se trata como autor, año de edición, título del libro, país en el que fue editado y editorial; o de síntesis, en las que, además de la bibliografía, se registra el número de página de la cual se ha tomado una idea, sea en forma resumida o bien en forma textual. En las de síntesis se pueden también agregar comentarios personales, relacionados con la idea citada.

Ensayo: Escrito breve en el cual el autor expresa sus ideas sobre algún tema. Se compone de introducción, cuerpo y conclusión. Puede basarse en textos específicos o bien redactarse libremente partiendo de un tema determinado. Durante la clase se pueden realizar actividades que impliquen una lectura ya sea individual o en grupos. Por ejemplo; se pueden formar equipos y dar a cada uno un texto diferente con una guía de lectura que les permita buscar la tesis principal del autor y los argumentos con los que la sostiene y posteriormente se puede realizar un diálogo colectivo sobre las tesis, o bien un debate en el que se confronten autores cuyas tesis correspondan a posturas diferentes. De esta forma se ejercita la lectura, la expresión oral y el pensamiento crítico.

  1. La escritura

¿Qué es escribir? Escribir es un proceso de comunicación a través de grafías o palabras que dicen algo a alguien con diferentes propósitos. Se trata de producir un mensaje que puede ser leído por alguien más o a veces solamente por el mismo autor. Al escribir se ponen en orden las ideas que la persona desea expresar. Escribir bien es una competencia que se va desarrollando poco a poco. Los estudiantes al aprender una materia, tomar apuntes y leer textos relacionados con la misma adquieren un nuevo lenguaje y conocimientos que les permiten elaborar una reinterpretación y asimilación de la información, y al final expresar lo aprendido a través de una escritura académica, más consistente, presentando no sólo ideas propias sino también argumentos, datos y opiniones tomadas de otras fuentes.

“Es decir, que aprender a escribir es aprender a pensar y viceversa. Una forma de aprender a escribir es acompañar al estudiante en las etapas de pre-escribir, de re-escribir entendiendo como los estudiantes piensan y crean, cada uno utilizando el lenguaje y las ideas con su particular voz” (Porter, 2001: 2). Por lo tanto: El proceso de escribir, aunque sea para tomar apuntes en clase, implica ya cierto procesamiento de la información, porque escribimos lo que entendemos usando nuestras propias palabras. (Guerrero, 2011). Escribir correctamente implica también conocer las reglas de la gramática y de la ortografía además de manejar la terminología propia de cada campo del conocimiento.

Las fases de la escritura universitaria

Hay que tomar en cuenta que la escritura académica implica procesos superiores de pensamiento y consta de tres fases que como profesores debemos supervisar:

  1. Pre-escritura, o fase de planeación. En esta fase debemos ayudar a los alumnos a plantearse y responder preguntas como las siguientes: ¿qué quiero escribir?, ¿cuál es el tema?, ¿qué tipo de texto?, ¿a quién va dirigido?, ¿es una investigación, es un reporte o un texto argumentativo? ¿dónde encontrar la información que ayude a responder las preguntas que dan origen al texto?, ¿cuál es la bibliografía adecuada? Hemos de ayudarlos también a valorar y leer las fuentes de información con cuidado buscando la respuesta a sus preguntas. Recomendarles que hagan un esquema del texto a desarrollar.

  2. La producción escrita. En esta fase es importante ayudarles a los alumnos a expresar sus ideas con precisión.

  3. La revisión. En esta fase se debe ayudar al alumno a evaluar el trabajo realizado mediante preguntas tales como ¿Es suficiente, es claro, es ordenado, es coherente, corresponde al objetivo inicial?, ¿Se están usando las palabras adecuadas?, ¿están correctamente escritas las oraciones, es correcta la ortografía?

Características de los trabajos escritos en la universidad.

El material escrito que los profesores piden a los alumnos, tiene generalmente la siguiente estructura: carátula, introducción, desarrollo, conclusiones y bibliografía

Carátula: En la que se incluye título: oración breve que transmite la idea central del trabajo y datos personales del alumno y materia.

Introducción: Indica al lector de qué tratará el texto. Es la que genera en el lector la primera impresión. Generalmente es de pequeña extensión, pues funciona únicamente como preámbulo; lo que en ésta se dice brevemente se desarrollará a lo largo del cuerpo.

Cuerpo o desarrollo: es la parte más amplia del trabajo ya que en ella se encuentra el desarrollo de la investigación. Generalmente esta parte es la que se escribe primero. En el cuerpo se trata el tema a profundidad. Para que el desarrollo sea más claro, se puede hacer uso de gráficas, ilustraciones y cualquier otro material de apoyo que el autor considere pertinente para la mejor comprensión del texto. Asimismo, se utilizan elementos que aseguren el valor de la información que se brinda, tales como las citas, que le dan seriedad, carácter y validez a lo que se expresa. Dependiendo de la naturaleza y propósito del texto, el cuerpo puede contener antecedentes, hipótesis, objetivos, método, etc.

Conclusión: con ella termina el texto. Puede consistir en un breve resumen de lo dicho anteriormente en el cuerpo, junto con una apreciación de la importancia y alcance de los resultados obtenidos y quizá, algunas recomendaciones para que el lector pueda ampliar el tema.

Bibliografía: es una enumeración en la que se registran todas las fuentes empleadas. Esta enumeración ha de reconocer honestamente las aportaciones que se tomaron de otros autores para elaborar el texto. (Guerrero, 2011) Para que los estudiantes aprendan a pensar ordenadamente y expresarse correctamente por escrito, es necesario que al solicitarles que escriban un texto se les den instrucciones precisas sobre lo que se espera de ellos así como una explicación clara de la forma en la que se les va a evaluar. Una vez que los alumnos hayan concluido el trabajo o durante el desarrollo del mismo será esencial darles una oportuna y adecuada retroalimentación consistente con los criterios de evaluación previamente establecidos.

Sugerencias a los estudiantes para la elaboración de trabajos escritos.

Es importante que los profesores diseñen actividades en las que los estudiantes tengan necesidad escribir. Las actividades se pueden realizar sea dentro de la sesión de clase o como parte de los trabajos extra clase

También conviene diseñar actividades que lleven a los estudiantes a explicar por escrito con sus propias palabras un texto leído y a manifestar luego su postura ante la posición del autor, dando argumentos a favor o en contra de la misma. A medida que se desarrollan las competencias de comunicación de los estudiantes se pueden ir realizando actividades más complejas. Por ejemplo; hacer un proyecto de investigación con entregas y revisiones parciales durante todo el semestre promoverá el aprendizaje de contenidos al mismo tiempo que desarrollará la capacidad de pensar y escribir.

Es muy importante animar a los estudiantes a persistir, pues aprender a escribir requiere de mucha práctica. En efecto, la forma de aprender a escribir es, practicar, practicar y practicar con la retroalimentación adecuada y oportuna del maestro. Damos a continuación un ejemplo de las sugerencias que pueden hacerse a los alumnos al solicitarles un trabajo escrito:

a) Investiga ¿qué significa el término pobreza?, ¿qué tipos de pobreza existen de acuerdo con diferentes autores?, (ver la bibliografía sugerida), ¿cómo se mide la pobreza?, ¿cuál es la situación en nuestro país en cuanto a pobreza? b) Deberás utilizar por lo menos tres fuentes bibliográficas de las que se mencionaron en clase. Te recomiendo que primero realices una lectura rápida de la bibliografía sugerida para que veas cuáles de esas fuentes pueden tener la información más pertinente para responder las preguntas planteadas. c) Después de haber elegido tres fuentes o más, léelas con cuidado y subraya lo que te parezca que sirve para dar una respuesta a las preguntas planteadas. Luego trata de expresar con tus propias palabras las ideas que expresan los textos subrayados. Cuando un texto sea muy importante, haz una ficha para copiarlo, con indicación de la página en la que se encuentra y el nombre del autor y de la obra. d) Luego haz un esquema de lo que quieres escribir, esto te ayudará a ordenar tus ideas. Escribe cuál es la idea central del texto y en qué datos o argumentos te vas a apoyar para sostener esa idea central. Recuerda que puedes dar tus propias opiniones sobre el tema siempre y cuando estén basadas en los autores que vimos en clase o que se sugieren en la bibliografía. e) Recuerda que es inadmisible copiar y pegar información de cualquier fuente impresa o electrónica sin citarla correctamente. Hacer esto es plagiar. Cuando transcribes un texto debes escribirlo entre comillas e indicar quién es su autor, así como la obra y la página en la que se encuentra, mencionando también la fecha de publicación de la obra.

. f) Empieza a escribir; recuerda que en cada párrafo ha de haber una idea, y en cada oración un sujeto, un verbo y un complemento. g) Cuando tengas una primera versión de tu trabajo, revísalo y comprueba que cuenta con título y datos completos en carátula, una introducción, desarrollo, de acuerdo a contenidos solicitados por tu profesor, con citas y argumentos, y conclusiones. Al final se deben incluir las fuentes consultadas.

En resumen

todos los profesores universitarios debemos promover que los estudiantes lean y escriban. Estas son capacidades que se van desarrollando al mismo tiempo que se aprenden y asimilan los contenidos de la asignatura. De esta manera se logra un aprendizaje profundo y significativo. Durante los primeros años de la carrera es necesario que el profesor ofrezca un mayor número de pautas y ejemplos, promueva actividades guiadas, elija lecturas apropiadas, asigne trabajos escritos con indicaciones muy claras y proporcione una retroalimentación oportuna, pues esto pondrá las bases para formar profesionales que además de ser competentes en su campo se comuniquen eficientemente en los distintos contextos de su vida personal.

Bibliografía Carlino, P. (2005) Escribir, leer y aprender en la universidad. Una introducción a la alfabetización académica. Buenos Aires: Fondo de cultura económica. Guerrero, Laura y Esquivel Peña, Melisa (2011). Lectura y escritura En Crispín, Ma Luisa, Aprendizaje autónomo: una guía para la docencia. México: Universidad Iberoamericana.

Post Nuevo Post Viejo

Eres redactor o tienes algun articulo de Interes?

Claves: Notas en la red uniq,blog,tips,cuenta,tidal,email,notas,full,en la red,athame,linux,webmaster,sociales,educacion,tecnologia,sistemas, apuntes